FABRICACIÓN ALMACENAMIENTO Y DISTRIBUCIÓN DEL PELLETS

El pellets  es un producto completamente natural, clasificado como biomasa solida, en  el que está formado por tubitos muy pequeños, de unos pocos milímetros de diámetro, similar  al de algunos tipos de piensos para animales.

Elaborados desde serrín natural seco, sin aditivo, en tanto que se usa la propia lignina que contiene el serrín como aglomerante, comprimiendo el serrín a una alta presión para formar el pellet, lo que hace que los pellets tengan una composición muy densísima y dura.

Las empresas de Biomasa forestal o plantas de almacenamiento de biomasa que producen almacenan y distribuyen el pellets en sacos de 15 kilos, a granel palets, sobre todo en su mayor parte para el uso doméstico. La distribución de pellets se efectua por medio de las empresas o plantas de Biomasa que mueven el producto a cualquier punto de venta del país e incluso de Europa, en camiones cisterna, trailers etc.

Es en el ámbito familiar donde más se emplea la biomasa,  eminentemente en hogares y pequeñas calderas.

Las aplicaciones industriales en general contribuyen en menor medida a este consumo de combustibles biomásicos, en el caso de España, no siendo así en otros países de Europa como Finlandia que su sector industrial  tiene un mayor consumo  que en  el sector doméstico.

Por comunidades autónomas Galicia es la que más potencial de aprovechamiento sostenible de biomasa tiene, respecto a otras comunidades

untitled

TIPOS DE BIOMASA, BIOMASA NATURAL Y BIOCARBURANTES

La preparación de biocarburantes desde productos agrícolas es asimismo una opción alternativa a tomar en consideración no solo por la reducción de la polución atmosférica causada por los automóviles a motor sino más bien asimismo por contribuir a la diversificación de las actividades en el campo, medio rural.

Conforme las previsiones de la Comisión Europea, se calculaba que en el año 2010 los biocarburantes podrían lograr una participación del tres por ciento  en el consumo de energía del campo del transporte europeo aunque no sabemos a día de hoy si eso ha sido así.

Algunos inconvenientes que puede darnos su uso:

La utilización energética de la biomasa presenta, debido a sus peculiaridades, pequeños inconvenientes con relación a los comburentes fósiles:

Los rendimientos de las calderas de biomasa son algo inferiores a los de las que utilizan un comburente fósil líquido o bien gaseoso.

La biomasa posee menor densidad energética,  menor poder calorífico, lo que es exactamente lo mismo, para lograr la misma cantidad de energía es preciso usar más cantidad de recurso.

Leave a Reply